viernes, 8 de junio de 2012

Rompiendo esquemas

Nuestro Centro recibe durante el curso escolar alumnos de prácticas de diferentes centros de estudios y universidades. Hasta el momento, yo no me he animado a llevar la formación de ninguno. Por un lado, la sala de Terapia Ocupacional no es muy grande y no quiero que los niños de me agobien (la de Psicomotricidad sí que es más amplia pero al ser sesiones grupales en cuanto hay alguien observando se me dispersan demasiado) y por el otro, considero que hacen falta muchos años de experiencia para asumir la responsabilidad de formar a un estudiante y futuro profesional. Sólo he estado con una estudiante de un curso de AT de postgrado porque eran unas prácticas muy puntuales de pocos días. Nunca había tratado con niños con necesidades de apoyo y tardó algo en quitar la cara de susto (supongo que la misma que tendría yo cuando empecé a tratar con personas con diversidad funcional hace... ¡diez años! madre mía cómo pasa el tiempo...). Me pareció curioso cómo le llamaba poderosamente la atención que niños con diagnósticos que ella creía muy incapacitantes, pudieran desenvolverse tan relativamente bien en muchas actividades de la vida diaria o jugando en grupo.
En otras ocasiones, hemos recibido estudiantes con muy poquitas ganas de hacer las prácticas porque venían con la idea preconcebida de que los niños no eran lo suyo, y tras un par de sesiones con nuestros peques han salido de allí teniendo claro que no querían hacer otra cosa que no tuviera que ver con la Atención Temprana. 
Además, también tuve la oportunidad de charlar hace unos días con un estudiante de Fisioterapia, que después de estar toda su vida trabajando en la banca, había decidido estudiar esta carrera con idea de abrir una clínica para lesiones deportivas y ahora se sentía tan encantado con el mundo pediátrico, que se estaba planteando seriamente reconducir su vocación hacia la rehabilitación infantil. 
Es otro de los dones de nuestros niños: romper esquemas y abrirnos las puertas de su mundo fascinante. Al final siempre me pregunto, ¿quién aprende más de quién?...
Por último, para desearos un feliz fin de semana y compensar un poquito los próximos días que no voy a poder escribir porque me toca curso de Integración Sensorial por la mañana y trabajar de tarde, os dejo con este precioso poema de Mario Benetti titulado No te rindas y que mi compañera M. le ha dedicado al pequeño R. y a su familia con motivo de su cambio de centro. Sed buenos. Vuelvo prontito...

No te rindas, aún estás a tiempo
De alcanzar y comenzar de nuevo,
Aceptar tus sombras,
Enterrar tus miedos,
Liberar el lastre,
Retomar el vuelo.
No te rindas que la vida es eso,
Continuar el viaje,
Perseguir tus sueños,
Destrabar el tiempo,
Correr los escombros,
Y destapar el cielo.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se esconda,
Y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma
Aún hay vida en tus sueños.
Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo
Porque lo has querido y porque te quiero
Porque existe el vino y el amor, es cierto.
Porque no hay heridas que no cure el tiempo.
Abrir las puertas,
Quitar los cerrojos,
Abandonar las murallas que te protegieron,
Vivir la vida y aceptar el reto,
Recuperar la risa,
Ensayar un canto,
Bajar la guardia y extender las manos
Desplegar las alas
E intentar de nuevo,
Celebrar la vida y retomar los cielos.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se ponga y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma,
Aún hay vida en tus sueños
Porque cada día es un comienzo nuevo,
Porque esta es la hora y el mejor momento.
Porque no estás solo, porque yo te quiero.






44 comentarios:

  1. El poema es precioso y a mi mis esquemas tambien me los cambiaron el primero dia que pise el colegio... a partir de ahi no hay futuro inimaginable sin ellos. Por cierto, me parece que serías una profesora estupenda!!! Tus alumnos tendría una suerte increible de aprender a tu lado. Animo con el curso, besitos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienen una magia especial, desde luego.
      No te creas, me puede el filtro emocional. Me falta asertividad.
      Un abrazo!

      Eliminar
  2. Pues si, con los niños, conocerlos es quererlos. El poema precioso. Te echaremos de menos estos días.
    Disfruta el curso.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo.
      Tomaré buena nota de todo para después transmitíroslo.
      Un beso!

      Eliminar
  3. Precioso poema y preciosa foto! La verdad es que los nanicos nos cambian y nos enseñan, mi marido hizo hace dos años unas prácticas en un centro de adultos con alguna discapacidad (jamás se lo hubiese planteado) y desde entonces está de voluntario con la actividad del deporte en esa asociación! Saludicos playeros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vi en FB y me cautivó.
      Es que crean adicción.
      ¿¿En la playita?? qué suerte :)
      Un besuco.

      Eliminar
  4. Precioso el poema!
    Yo contigo aprendo un montón, así que serías una buenísima profesora. Disfruta de ese curso y no dejes de contarnos.
    Se te va a echar de menos.
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo y yo, con lo que engancha esto...
      ¡Un beso y buen finde!

      Eliminar
  5. Benedetti es maravilloso...Y no conocía este poema, da que pensar.
    Tener a mi hijo ha sido descubrir todo eso que comentas. Muchos besitos y aquí estaremos cuando vuelvas. Muas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debe de ser el descubrimiento más maravilloso del mundo...
      Estoy deseando hacerlo. Sobre todo para que se me quite el sabor agridulce del que hice ayer sobre alimentación y del que no he querido escribir porque sólo me salían perlas incendiarias hacia una parte del personal sanitario. Voy a dejarlo reposar, a ver si consigo hacer una entrada más suave que la que me salió anoche...
      Un abrazo grande.

      Eliminar
  6. Los niños se ganan a cualquiera.. yo me derrito!
    Precioso el poema..
    Un besote, disfruta del curso !!

    ResponderEliminar
  7. Los niños nos cambian la vida, como madres, como profesionales, como personas... en cualquier ámbito en el que convivamos con ellos.
    El poema me ha emocionado y lo he sentido un poco mío. Me gustaría dedicárselo a mi niño, que dejó de ser bebé no hace tanto (aunque a mí me parezca un mundo) y ahora que empieza a "salir" un poquito de debajo de mis alas, quisiera que no se rinda tampoco ante las dificultades del camino.
    Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dedicado entonces a todos los niños y a esas mamás valientes que luchan cada día por ellos.
      Un beso grande.

      Eliminar
  8. El poema es precioso. Un beso y que no sea muy dura la semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Os echaré mucho de menos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Precioso el poema.
    preciosa la imagen y sobretodo
    preciosa tu.
    te echaré de menos...
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo a ti también, guapa, lo sabes :)
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. a mi no me gustaban los niños para nada...y ahora me encantaría ser matrona o trabajar en guarderías jajaja como cambian las cosas¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Vaya cambio! si lo que no consigan los niños...
      Un besito.

      Eliminar
  11. El poema es precioso, te hace pensar y, a la vez, te dan ganas de dejarte llevar. Me encantan los ejemplos de los chicos en prácticas que has puesto, sobre todo el del expleado de banca que quiere ser fisio deportivo y acaba pensando en la rehabilitación infantil. Menudo cambio! Esoy esperando algo así en mi vida!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si te animas, no dejes de contárnoslo :)
      Un beso!

      Eliminar
  12. Lo vuestro es mucho más que un trabajo. Es una filosofía de vida. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta la definición. Te la cojo prestada :)
      Besos.

      Eliminar
  13. Que bonito! Que penica que nos dejes y por otro lado que bien lo del curso de integracion sensorial como me gustaria ir contigo!! Con lo perdida que me encuentro a veces con mi niño! A veces solo me queda ir probando hasta que el mismo m eenseña que es lo que le va mejor, asi que errando se aprende! Lo de romper esquemas qu eme vas a decir a mi, que me asustaba tanto la idea de cuidar a tres pequeños yo que no sabia ni cambiar un pañal y he terminado hasta fabricandolos, jajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que sólo es una semanita, así también descansáis de mí un poquito, jejeje. Bueno, bueno, bueno, es que tú no sólo has roto esquemas, es que además has construido un montón de nuevos más. Eres genial.
      Un abrazo!

      Eliminar
  14. Que lindo poema y que bonita reflexión. La mayor parte de las personas tienen ya unas ideas preconcebidas y son pocas las que tienen la suerte de conocer a alguno de estos chicos que les sorprende con todo ese mundo fascinante. Gracias por compartir estas vivencias. Besos y espero que te sea leve la semana ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que hasta que no los ves con tus propios ojos...
      Un abrazo grande.

      Eliminar
  15. "...niños con diagnósticos que ella creía muy incapacitantes, pudieran desenvolverse tan relativamente bien en muchas actividades de la vida diaria..."

    Esto que dices me ha llamado poderosamente la atención. Cuando una persona acude a realizar unas prácticas, ya ha tenido bastantes horas de teoría. Y que tras eso que le han "enseñado" en la universidad un/a profesor/a que se supone tiene una preparación más que notable para estar en ese puesto, llege con ese pensamiento, es que algo NO FUNCIONA. ¿Si no somos capaces de creer el el poder de la educación, la terapia, el esfuerzo, la resilencia, el apoyo, la motivación..., LA PERSONA; cómo vamos a lograr los avances, cambios, progresos, metas..., UTOPÍAS? Porque los que nos dedicamos a la práctica lo hemos comprobado muchas veces.

    Sabes que te lo digo siempre: Eres muy buena enseñante. Que aprendas, con espíritu crítico, mucho en tu curso, que así todos y todas saldremos beneficiados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que depende mucho de lo que el profesor transmita y de los prejuicios que todos tenemos. Pero al final los mejores maestros son los niños, siempre lo he dicho.
      Ains, el espíritu crítico me lleva a migraña diaria, así que a ver qué tal se porta la gran Erna Blanche. Estoy deseando escucharla.
      Un abracito.

      Eliminar
  16. Es imposible no AMAR a los niños cuando uno tiene el corazón abierto...

    Me encanta leerte :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien nos entendemos tú y yo :)
      Un beso!

      Eliminar
  17. Ya te echo de menos! Disfruta, aprende y vuelve a disfrutar. Nosotras guardamos tu silla y mantenemos el calor en tu ausencia.
    Gracias por recordarnos este bello poema y la importancia de romper esquemas y cadenas!
    Besitos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Débora, os pensaré todos los días.
      Un beso.

      Eliminar
  18. Qué bonito!
    Me ha encantado ver cómo los niños nos hacen cambiar de parecer y darnos cuenta de tantas y tantas cosas, hasta el punto de saber lo que queremos en la vida.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que parece que están "diseñados" para enamorarnos, ¿verdad?...
      Un besito.

      Eliminar
  19. Yo creo que los niños, sean como sean, resultan siempre interesantes. Debe ser gratificante ver esos cambios de opinión de los adultos en vivo y en directo, seguro que te hace sentirte orgullosa de tus niños jijiji

    ResponderEliminar
  20. Gracias por compartir ese poema, me encanta.
    La verdad que me encantaría entrar en ese mundillo, un educador social no tiene cabida en esos centros verdad? Creo que aún estoy perfilando el campo por donde uno va a ir y aun tengo muchas dudas.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa. Pues en estos momentos, que yo sepa, no se contempla. Pero hay otros ámbitos de trabajo muy importantes con la infancia donde los educadores sociales creo que tenéis mucha labor que hacer.
      Un beso.

      Eliminar
  21. Precioso poema de Benedetti, precioso. Gracias por compartirlo con nosotras ;-)

    ResponderEliminar
  22. Dices que no sabes si serás capaz de enseñar a una persona de prácticas y no te das cuenta de lo mucho que nos enseñas cada día a todas las personas que te rodean...
    Estos pequeños son capaces de cambiar los esquemas de cualquiera.... y también será que nosotros tenemos unos esquemas aprendidos muy rígidos?
    Te mando un saco lleno de besos y de energía para el último día de esta dura pero productiva semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres muy bonita compañera, pero precisamente hoy que ha acabado el curso, soy más consciente que nunca del largo camino que me queda por delante, así que como para dedicarme a la docencia, quita, quita...ufff...Los niños son geniales. Crees tener todo amuebladito en tu cabeza y ellos llegan y te lo ponen todo patas arriba. Me encantan.
      Un besito.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...